Me apetecía un poco de cocina thai después de la visita al Thai-Lanna, un restaurante muy bueno de la zona. Es verdad que cuesta encontrar algunos ingredientes de la cocina tailandesa por aquí, pero en la misma tienda donde compro los productos para los cursos de cocina japonesa he encontrado casi todo lo necesario. Esta es mi versión de la receta de sopa thai de lima y coco.

Ingredientes, para 3 raciones

Una lata de leche de coco (400 cc.), 500 cc. caldo de pescado, 5 cms. galanga, 3 hojas de lima kefir, 2 guindillas rojas tailandesas, una lima, 20 gr. azúcar moreno, sal, 100 gr. champiñones, 100 gr. filetes de pescado blanco, una cucharada de hojas de cilantro fresco.

Elaboración

Teniendo los ingredientes necesarios es muy fácil de preparar. La galanga es un rizoma de color blanquecino con notas rosáceas-violetas, muy usado en la cocina thai, que recuerda un poco al jengibre en la forma, no en el sabor, más suave. Si no encuentras hojas de lima, puedes usar hojas de limonero, no tratadas con pesticidas, claro.

Calienta a fuego suave la leche de coco con el caldo de pescado. Añade la galanga pelada y cortada en láminas muy finas y deja cocer a fuego muy suave 10 minutos. Añade el azúcar, una pizca de sal, las hojas de lima, los champiñones laminados y el pescado en trozos, limpio de piel y espinas. Si quieres puedes añadir también unos langostinos pelados.

Deja cocer otros 10 minutos a fuego lento. Añade al final las guindillas picadas, sin las semillas, el zumo de lima y las hojas de cilantro picadas. Remueve un poco y sirve al momento esta deliciosa sopa thai de lima y coco. Si quieres decora al final con un hilo de aceite de guindillas.